¿Qué son las redes LPWAN?

¿Qué son las redes LPWAN?

Las redes LPWAN (Low Power Wide Area Networks), cuyas siglas podemos traducir como “redes de bajo consumo y de área extensa”, se basan en tecnologías de comunicación. Se trata de sistemas sin cable que facilitan la trasmisión de datos a larga distancia. Permiten conectar un dispositivo con una base mediante un bajo consumo energético.

Este sistema de redes supone una alternativa real y eficiente a las conexiones de datos móviles ya implantadas en telemetría, aunque solo para bajos volúmenes de datos como es el caso del IoT (no es apto para vídeo ni audio) . Hace un tiempo que las redes a bajo coste energético están ganando protagonismo. ¿Quieres saber en qué consiste exactamente esta tecnología? A continuación, vamos a tratar de explicártelo.

Redes LPWAN para mejorar la eficiencia de los elementos urbanos

Las Low Power Wide Area Networks son redes inalámbricas de baja potencia y reducido consumo energético. Cubren grandes superficies con eficiencia y se presentan como una buena alternativa ante las actuales tecnologías móviles de comunicación.

Por sus características, son redes que permiten la instalación de numerosos nodos y dan respuesta a territorios muy extensos. Debido a su bajo consumo, los elementos finales (sensores) se pueden alimentar a baterías. Se trata de un sistema que no necesita grandes infraestructuras ni un costoso e interminable cableado.

Una tecnología de trasmisión de datos LPWAN se desarrolla en torno a tres ejes principales. Te decimos cuáles son:

  • Bajo consumo energético.
  • Gran alcance o amplia distancia entre los nodos y la antena de recepción.
  • Reducida capacidad de trasmisión de datos.

En realidad, su propio nombre define con exactitud este sistema. Se trata de una red con pocos volumen de datos que viajan a muchos kilómetros de distancia. Tan sencillo y sofisticado a la vez.

La tecnología de bajo consumo y de área extensa es económica

Estas tecnologías transportan datos entre dispositivos localizados a decenas de kilómetros de distancia. Sus mecanismos precisan un consumo energético muy reducido y poco costoso, además de contar con baterías de larga durabilidad.

Bajo coste, potencia reducida y amplia seguridad para construir una red IoT eficiente. Es decir, con estas redes logramos implantar una Internet de las Cosas (IoT) que trabaja con objetos y/o con personas y dota de avances tecnológicos a la nueva realidad de los espacios y objetos inteligentes.

lpwan low power wide network

¿Cuáles son las aplicaciones de las redes de IoT?

Uno de los aspectos más interesantes del uso de una red inalámbrica de baja potencia es su aplicación en el campo de la innovación tecnológica, además de facilitar la comunicación operativa entre elementos urbanísticos y servicios comunitarios. Otras de sus posibles aplicaciones son:

  • Medición inteligente del consumo de energía.
  • Seguimiento sanitario de personas para mejorar el servicio de salud.
  • Vehículos y vías de movilidad inteligentes para optimizar el sistema de transportes.
  • Automatización de los procesos industriales para activar el sector industrial.
  • Optimización urbanística y arquitectónica para conseguir edificios inteligentes y entornos dinámicos.

Low Power Wide Area Network, un sistema sin hilos ni alimentación

Las redes LPWAN integran tecnologías avanzadas que ofrecen servicios diferenciados. Por un lado, están los sistemas de espectro licenciado y uso exclusivo, como las tecnologías NB-IoT y LTE-M. Por otro, están las tecnologías de espectro no licenciado, como son Sigfox y LoRaWAN. A continuación, te hablamos de las tres principales:

  • Sigfox: Sigfox es una tecnología de operador, es decir, es la propia compañía quien ha implantado la infraestructura de red en el territorio. Los dispositivos que quieran acceder al servicio de trasmisión de datos deben suscribirse y es de pago. Es la primera tecnología de este tipo aplicada en España.
  • LoRaWAN: se trata de una red estándar que se ha desarrollado sobre la modulación radio LoRa. Se trata de una tecnología ampliamente implantada en Europa, aunque en España tiene menos recorrido que la anterior. Podemos destacar de este sistema su capacidad de desplegar sus propias redes autogestionadas. LoRaWAN es un sistema que propicia la aparición de nuevas IoT en el ámbito local con el objetivo de controlar, de forma más eficiente, pequeñas y medianas áreas de actuación. Este modelo tecnológico permite implantar redes en cualquier lugar y con unos costes de mantenimiento muy reducidos. Usa banda libre ISM no licenciada y no hay que pagar para acceder a la red si ésta es pública.
  • NB-IoT: se trata de una tecnología de operador dispensada por las mismas compañías de telecomunicaciones que nos ofrecen los servicios de telefonía móvil. Es un sistema que presenta ciertas diferencias con otras redes de operador. Por ejemplo, a diferencia de Sigfox, esta tecnología de comunicación no dispone de una infraestructura funcional en el territorio español. NB-IoT es una tecnología que funciona por proyectos, es decir, la operadora de datos móviles es quien estructura una red dedicada al proyecto, si lo considera interesante y operativo. Está basada en tarjetas SIM de pago para acceder a la red.

Las posibilidades de las redes LPWAN

Las redes de bajo consumo de área extensa son claves en futuro de la expansión de los dispositivos conectados. Permiten configurar grandes redes destinadas al control inteligente de diferentes elementos.

Las ciudades inteligentes son una realidad y las tecnologías suponen la base de cualquier proyecto donde la trasmisión de datos requiera bajos consumos a largas distancias.

De igual modo, la conectividad entre las cosas es una realidad que necesita respuestas. ¡No dudes en contactarnos si tienes dudas o quieres saber más sobre las redes LPWAN!

No hay comentarios

Publicar un comentario