Redes

Los secretos de la videovigilancia en 4K

Los secretos de la videovigilancia en 4K

Gracias a los avances tecnológicos, actualmente contamos con sistemas de seguridad o videovigilancia en 4K. Ya son posibles las instalaciones analógicas de alta definición, lo que la posiciona a la vanguardia del mercado de la seguridad. Todo ello no sería posible sin la alta resolución, la sensibilidad lumínica o starlight.

Características de estos sistemas de videovigilancia

videovigilancia en 4kUna de las principales características es la alta resolución de las imágenes. Un sensor de imagen es lo que permite esta definición alta y clara. Todo este conjunto de cámaras, que ya tienen implementadas el 4K, están formadas por sensores con superficie de imagen que permite un rendimiento de vídeo a estos niveles de calidad. Son sensores de hasta 4/3” con 8 megapíxeles de calidad, muy superior para poder detectar hasta los detalles más diminutos.

En segundo lugar la función Starlight, permite obtener imágenes de calidad en condiciones de escasa luz, un reto en esta industria. Gracias a la tecnología avanzada en procesar las imágenes y su alto rendimiento, las nuevas videocámaras son capaces de todo esto.

Estas mejoras de calidad en la resolución de los vídeos e imágenes, no hubiese sido posible sin los avances en la tecnología y en su apuesta por la innovación. Por mejorar las experiencias de los usuarios en cada una de las actividades que realizamos. Si haces una comparativa ampliando una misma imagen pero con distinta resolución, podrás ver la calidad de los 4K, así como el nivel de detalle que puede alcanzar y la alta definición de cada uno de los elementos. Esta resolución permite poder acceder a aquellos detalles que en otro tipo de resoluciones se nos escaparían.

Ventajas de los sistemas de videovigilancia en 4K

Como ya se ha mencionado son varias las ventajas que tienen este tipo de sistemas frente a los que había años atrás.

Al igual que hay una mayor resolución, las imágenes también tienen una nitidez mucho mayor.

El Full HD podía llegar a los 10 bits de color pero ahora, con el 4K, la profundidad del color va mucho más allá, consiguiendo alcanzar los 12 bits.

Los codec utilizados para procesar este tipo de imágenes duplican la relación de la compresión, manteniendo la calidad.

Por último, podemos asegurar que la mayoría de televisiones, móviles y cámaras con las que contamos en el mercado actual, han optado, y siguen haciéndolo, por añadir lentes con esta resolución de imagen.

Ahora con tan solo una cámara que grabe a estos niveles de resolución se puede evaluar amplias zonas, manteniendo esa calidad de imagen, capturando al detalle objetos como matrículas de coches e incluso rostros. Una alternativa que permite dejar de usar muchas cámaras para usar solo una, lo que supone un ahorro en costes y en tiempo.

Conclusión

Son ya muchas empresas como Sinelec las que han optado por distribuir este tipo de sistemas de videovigilancia en 4K, aportando a sus clientes las últimas tecnologías de la mano de estas cámaras de seguridad con un alto nivel de calidad en las imágenes.

Si te ha gustado este artículo, tal vez te interese ver este otro en el que hablamos del uso de aplicaciones de domótica en los ambientes de trabajo.

 

Publicado el
Publicado en Redes