Clima

¿En qué consiste la aerotermia?

¿En qué consiste la aerotermia?

En la actualidad, la tecnología y la comunidad científica tienden a avanzar hacia formas de consumo y obtención de energía más respetuosas con el medio ambiente. Por ello, se busca obtener los recursos de fuentes de energía renovables. Este es el caso de la aerotermia, una forma de climatización de calor respetuosa con el medio ambiente.

 

¿Qué es la aerotermia?

Consiste en una forma de climatización novedosa, la cual aprovecha la energía contenida en el aire ambiental y le saca provecho con el fin de provocar un aumento de temperatura. Habitualmente, es utilizada para la obtención de agua caliente calefactar diversas estancias.

 

Esta tecnología se basa en el principio de que la energía calorífica que presenta el aire es, teóricamente, inagotable, ya que se mantiene por los procesos de regulación presentes en la Tierra, una especie de homeostasis del planeta. Por esta razón, esta fuente de calor se puede clasificar dentro de las energías renovables.aerotermia bomba de calor inverter

 

El corazón de este sistema lo constituye una bomba de calor inverter, cuyo funcionamiento se basa en la extracción de energía calorífica de un lugar y su consiguiente transporte a otro. Esta bomba de calor consigue realizar este intercambio de manera muy eficiente, de manera que hace posible calefactar una estancia sin necesidad de fuentes de calor adicionales. La extracción de calor se llevaría a cabo, principalmente, del exterior y la bomba lo transportaría hasta el interior de la habitación y conseguiría llevar a cabo la acción de calefactar.

 

Una vez conocido el funcionamiento del sistema, surgen preguntas sobre dónde y cuándo se puede utilizar este tipo de tecnología. En primer lugar, es factible instalar un equipo en una vivienda unifamiliar; que es el lugar para el que, en un principio, está ideada esta tecnología. Sería posible también instalarla en cualquier tipo de edificio habitable, siempre que sus dimensiones no superen unos límites y no haya impedimentos físicos para la toma de aire del exterior. Sobre dónde colocarla, es usual dudar acerca de si, en invierno, este tipo de fuente de calor funcionaria, ya que la temperatura exterior es baja, más que la deseada en el interior de un hogar. La realidad es que esto no ha de suponer ningún problema, dado que el aire, aunque esté a baja temperatura, sigue poseyendo capacidad calorífica, derivada del movimiento atómico de las partículas que alberga en su interior. Esta energía podrá ser, igualmente, aprovechada por la bomba de calor mencionada anteriormente, de manera que proporcionaría calor durante todas las épocas del año.

 

Otra cuestión a resolver sería determinar la eficiencia energética de este sistema. Para entender este punto, en primer lugar, se ha de presentar la unidad de medida de la eficiencia energética, que es el COP. Correspondería al rendimiento de este calor, que, aunque, técnicamente, no es lo mismo, puede orientarnos sobre el rendimiento de estos sistemas. Para mostrar un ejemplo con el que poder comparar esta tecnología, se presentará el COP de un sistema de caldera de gas convencional, que equivale, aproximadamente, a un valor de entre un 85 y 95 %. La aerotermia, sin embargo, presenta un COP de entre un 250 y 350 %, es decir, triplica el rendimiento de un sistema calefactor convencional, lo que la hace una alternativa interesante.

 

Por último, cabría señalar que con esta tecnología se obtendría un ahorro energético del 20 %, frente a los radiadores convencionales, lo cual también es una razón de peso dentro del componente de impacto medioambiental.

 

Publicado el
Publicado en Clima